PortadaTal día como hoy
Tal día como hoy

22 de junio de 1933

Percibe una intervención directa de Dios en su alma. En una anotación manuscrita deja escrito lo sucedido: “A solas, en una tribuna de esta iglesia del Perpetuo Socorro, trataba de hacer oración ante Jesús Sacramentado expuesto en la Custodia, cuando, por un instante y sin llegar a concretarse razón alguna -no las hay-, vino a mi consideración este pensamiento amarguísimo: «¿y si todo es mentira, ilusión tuya, y pierdes el tiempo.... y –lo que es peor- lo haces perder a tantos?» Fue cosa de segundos, pero ¡cómo se padece! Entonces, hablé a Jesús, diciéndole: «Señor (no, a la letra), si la Obra no es tuya, desbarátala ahora mismo, en este momento, de manera que yo lo sepa». «Inmediatamente, no sólo me sentí confirmado en la verdad de su Voluntad sobre su Obra, sino que vi con claridad un punto de la organización, que hasta entonces no sabía de ningún modo solucionar»”.